calendario2013

consulta_aulas


actividadespostgrado

 

Facultad de medicina - webmail

medichi

Inicio 2004 Agosto Tibolona: combate la osteoporosis mientras aumenta el ánimo y la líbido
Tibolona: combate la osteoporosis mientras aumenta el ánimo y la líbido PDF Imprimir E-mail

03 de agosto de 2004
Terapia de reemplazo hormonal


  • Especialista de la Universidad de Chile defiende la terapia de reemplazo hormonal porque previene las fracturas óseas, alivia los bochornos y otros problemas del climaterio. Sin embargo, recalca que las mujeres que no tienen síntomas y cuentan con una buena calcificación ósea debido a una vida sana, con una dieta rica en calcio y ejercicios, pueden prescindir de las terapias de reemplazo hormonal, evitando de estas maneras los pequeños riesgos que ellas pueden implicar. El doctor Sergio Cheviakoff se referirá a este tema el 4 de agosto en el marco del curso "Atención integral de la mujer en el climaterio", organizado por la Escuela de Obstetricia de la Casa de Bello, el cual se extenderá hasta el 6 de agosto.

"A mi juicio, lo peor de no usar terapia de reemplazo hormonal es el riesgo de desarrollar osteoporosis. La falta de estrógenos puede comprometer severamente la calidad de vida de las mujeres, sobre todo si viven en promedio 80 años, lo que implica que estarán expuestas a fracturas por un largo período de tiempo, casi un tercio de sus vidas", señala el doctor Sergio Cheviakoff, académico de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile.

El especialista agrega que la prevención debe ser temprana para que dé buenos resultados, es decir, es prioritario que las mujeres hagan ejercicio en forma permanente y consuman calcio desde la infancia para conservar una densidad ósea adecuada.

Una de las terapias más usadas por las chilenas, que cuentan con recursos económicos para costearla, es la Tibolona. Este fármaco es un esteroide con acciones androgénicas, estrogénicas y progestagénicas, todo en una misma pastilla.

"Cuando es ingerido se transforma químicamente en tres derivados diferentes que actúan sobre receptores de estrógenos, andrógenos o progesterona. En términos prácticos esto significa que el fármaco protege de la osteoporosis, evita los bochornos y la sequedad vaginal y previene la proliferación del endometrio que podría provocar hiperplasia y cáncer", plantea el médico.

El producto, consumido prácticamente en todo el mundo, excepto Estados Unidos donde aún no ha recibido la autorización de la FDA, tiene la ventaja de estimular el ánimo de la mujer y en algunos casos su líbido. Sin embargo, en algunos pocos casos, la acción androgénica de la Tibolona tendría sus bemoles ya que puede provocar aumento de peso, grasitud de la piel y acné. "Alrededor del 6% de las mujeres que la ingieren tiende a subir dos o tres kilos con la terapia, aunque algunos estudios han constatado que con o sin pastillas la población femenina incrementa igualmente su peso en esta etapa de la vida", añade el doctor Cheviakoff.

En cuanto a sus efectos estrogénicos, a diferencia de otras terapias hormonales, la Tibolona no produce tensión ni aumento en el tamaño mamario. Aún así, no ha sido descartado que aumente levemente la incidencia de cáncer de mama ya que hasta ahora no se ha realizado estudios extensos y aleatorizados que eliminen las dudas sobre el fármaco. "Hay investigaciones pero son relativamente pequeñas y no significativas. El problema es que los estudios extensos que pueden arrojar conclusiones definitivas son extremadamente largos y costosos, tal vez del orden de los 40 millones de dólares".

Cada caso es único

El especialista añade que la terapia de reemplazo hormonal debe ser entendida como un tratamiento individual que se ajusta a las características de cada mujer. "No podemos generalizar, debemos ver cada caso en particular porque algunas mujeres no presentan bochornos mientras que a otras les resultan insoportables. En ciertas pacientes la condición física es tan buena que no corren riesgo de padecer osteoporosis, al contrario, otras aún siendo muy jóvenes, tienen serios riesgos de fractura", plantea el doctor Cheviakoff.

Respecto a la Tibolona, el médico añade que la recomendaría siempre que la mujer no tenga alterado el HDL o colesterol bueno, ya que tiende a reducirlo. "Primero mediría el colesterol HDL y, si los índices son buenos, preferiría dar Tibolona a otro tipo de terapia hormonal suministrada por vía oral ya que, de acuerdo a lo que conocemos, podría inducir a un menor número de cáncer de mama y endometrio, protege de la osteoporosis, ayuda a suprimir la sequedad vaginal, reduce los bochornos y aumenta el ánimo y la líbido".

El doctor Cheviakoff se referirá a las terapias alternativas a los estrógenos el miércoles 4 de agosto, durante el curso de posgrado "Atención integral de la mujer en el climaterio", organizado por la Escuela de Obstetricia de la Casa de Bello, que se lleva a cabo en avenida Independencia Nº 1027, Salón Lorenzo Sazié.

Para mayores detalles: Cecilia Coddou Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

AddThis Social Bookmark Button
 

Agenda

24 de Noviembre

Ceremonia de homenaje a funcionarios y académicos con 40 años de servicio.  

Leer más...

26 de Noviembre

Foro "Despenalización del aborto en Chile por tres causales de salud"  

Leer más...

28 de Noviembre

Conferencia Cognition in Schizophrenia, from neuromodulation to cognitive training.  

Leer más...

02 de Diciembre

Ceremonia de nombramiento de los nuevos profesores eméritos de la Facultad de Medicina, profesores doctores Raúl Fernández Donoso y Antonio Morello Caste.  

Leer más...

Ver más en: Agenda

Facultad de Medicina de la Universidad de Chile Av. Independencia 1027, Santiago de Chile